[Reseña cine] Han Solo. Una Historia de Star Wars: Una sorpresa inesperada

El gran fanatismo que genera todo lo relacionado a Star Wars, es uno de los negocios más rentables que hay; eso Disney lo sabe muy bien. De ahí que nació el proyecto de llevar a la pantalla grande una historia de origen de uno de los personajes más queridos de la franquicia: Han Solo.


Creo que soy de esas personas que decían que la película era innecesaria, que solamente era para hacer más dinero y no aportaba mucho al universo creado por George Lucas. Sigo pensando lo mismo, excepto por lo último. Pero eso no significa que la película no me divirtió.

Han Solo, es una película de muchas sorpresas, desde los personajes que introduce, pasando por una decente interpretación de Alden Ehrenreich como Han, hasta lo frenéticamente divertida que resulta en su totalidad.


Si hubiera que definir la película, el mejor término sería “la película de tardes de domingo definitiva”. El filme conoce con precisión su propósito y por eso no posee un nivel de profundidad demasiado alto, con una historia sencilla y ligera. Es un filme de entretención, pero uno que logra su cometido.

Personajes muy interesantes y más de una sorpresa hacen que incluso nos olvidemos de su protagonista, donde el trabajo de actores de gran experiencia como Woody Harrelson o Paul Bettany, e incluso las caras más nuevas como Donald Glover o Emilia Clarke, opacan a quien debería ser el centro de atención. Así y todo, nadie en el reparto decepciona.


En pocas palabras, Han Solo: Una Historia de Star Wars, es una película que va a gustar tanto a los fanáticos más nuevos como a los de siempre, y que da pie a nuevas e interesantes posibilidades de expansión al gran universo en el que está inmersa. Claramente no fue el fracaso ni decepción que muchos esperaban.


Por Constanza Lobos
[Reseña cine] Han Solo. Una Historia de Star Wars: Una sorpresa inesperada [Reseña cine] Han Solo. Una Historia de Star Wars: Una sorpresa inesperada Reviewed by Hojas Mágicas on 20:46:00 Rating: 5

No hay comentarios:

Gustavo Hernández. Con la tecnología de Blogger.