[Reseña cine] Avengers: Infinity War — La espera terminó

Después de 10 largos años de aquel estreno de Iron Man, la película que dio partida a lo que hoy conocemos como Universo Cinematográfico de Marvel (MCU por sus siglas en inglés), por fin este jueves llegará a nuestros cines la culminación de las 18 películas que han venido construyendo, poco a poco, este gigantesco evento que es Avengers: Infinity War. Marvel siempre ha tenido un asunto pendiente con la muerte en sus películas. Muchos personajes que en un principio se pensaban muertos, terminan por volver de la muerte. como Loki (dos veces), Bucky, Nick Fury y el agente Coulson. Pero ahora, con la llegada de Thanos, el titán loco, los riesgos son reales y permanentes. Nadie, está a salvo.


Y ese es el gran punto de partida de Infinity War. Desde el principio la película nos da una ensalada de emociones que nos dejan al filo del asiento, dejándonos poco y nada de tiempo para descansar de todo, llegando al punto de ser excesivamente agobiante y haciéndonos pensar: “¡¡¡Un respiro por favor!!!”.

Así y todo, esos espacios de descanso logran mostrarnos la verdadera esencia de esta película. Infinity War es esencialmente una película sobre relaciones. A lo largo de las dos horas y media de metraje, veremos interactuar entre sí a diferentes grupos de personajes que nunca habíamos visto juntos; los acuerdos, desacuerdos, sentimientos que emana cada grupo son la base que da identidad a este filme. No es sólo un gran grupo de personajes peleando sin parar, es un fiel retrato de las relaciones humanas bajo presión.


Muchas veces las películas de superhéroes que muestran muchos personajes caen en el problema de dar más importancia a aquellos que no deberían y viceversa. Un gran mérito de Infinity War es cómo maneja los tiempos y el espacio en pantalla de tantos personajes. Todos tienen exactamente el tiempo que merecen. Esto también es un logro del guion, pues los diálogos son concisos y acordes a la situación, a excepción del clásico “Tony Stark siendo Tony Stark”, que a estas alturas ya se ha vuelto demasiado repetitivo.

Y claro, Infinity War no podría funcionar si Thanos, la amenaza más grande que han enfrentado nuestros héroes, no funcionara. Hecho con un CGI de primera clase, un trasfondo genialmente construido y la voz de un espectacular Josh Brolin, Thanos rápidamente escala a los primeros lugares del ranking de villanos del MCU. Aun si no arregla el problema general de Marvel con sus antagonistas, definitivamente ayuda a subir el estándar, pues créeme que va a resultar muy difícil que termines por odiarlo.


Ya sea si eres un fan casual, o uno que ha esperado 6 años desde que vio a Thanos por primera vez en esa escena post créditos de Los Vengadores, Avengers Infinity War es un evento que simplemente no puedes perderte.

Ah, y recuerden que la segunda parte se estrena el próximo año, y por supuesto, quedarse hasta el final de los créditos.


Por José A. Pino
[Reseña cine] Avengers: Infinity War — La espera terminó [Reseña cine] Avengers: Infinity War — La espera terminó Reviewed by Hojas Mágicas on 11:05:00 Rating: 5

No hay comentarios:

Gustavo Hernández. Con la tecnología de Blogger.