[Reseña cine] Una razón para vivir (Breathe): Amor a prueba de todo

Este jueves una nueva película llega a nuestra cartelera: Una razón para vivir (Breathe), protagonizada por Andrew Garfield, a quien recordemos protagonizó Hasta el último hombre y Claire Foy, actriz que da vida a la Reina de Inglaterra, Isabel II, en la popular serie de Netflix The Crown.


Basada en un hecho de la vida real durante la segunda mitad del siglo pasado, Una razón para vivir trata sobre la historia de vida y amor de Robin y Diana Cavendish, quienes tras varios años juntos y con un bebé en camino se enteran de que él posee una extraña enfermedad, la cual le impide respirar y movilizarse por sí mismo. Esto, además de los desalentadores comentarios de los médicos sumen al protagonista en una profunda depresión, provocando en él incluso un rechazo hacía su pequeño hijo.

Diana, cansada de ver en estas condiciones a su joven esposo, a quien la polio lo afectó a sus 28 años, y él por su parte, con cada vez menos ganas de vivir postrado, con un respirador artificial y en un hospital junto a más enfermos graves, como matrimonio se enfrentan a una difícil decisión: que él esté de por vida postrado en aquel triste lugar o hacer lo posible por que viva afuera, ver crecer a su hijo e intentar tener una razón para seguir con vida.


Diana desde un inicio se muestra como el pilar fundamental dentro de la vida de Robin, no flaquea ni titubea en ningún momento y es un ejemplo de que el amor todo lo soporta, todo lo puede y que ninguna enfermedad ni paso de los años acaba con el, pues ella desde que lo conoció, supo que Robin era el amor de su vida.


Las casi dos horas que dura la película pasan sumamente rápido, casi no hay tiempos muertos y en sí, todo momento es bien aprovechado. Al transcurrir la historia durante las décadas del 50 en adelante, la ambientación y el vestuario representan bastante bien a la época. Y por parte de los actores la química es notoria desde un principio. Cabe destacar que el humor ácido que posee el protagonista, a pesar de su condición, en más de una ocasión hace reír entre lágrimas. La emotividad predomina a lo largo de toda la función. Los actores lograron dar vida a la historia de amor que tuvieron los padres del productor de la misma: Jonathan Cavendish.


Una razón para vivir es una clara muestra de que la perseverancia, el amor y en este caso, el ingenio, son motores suficientes para continuar. Robin usa su enfermedad y su testimonio para dar charlas motivacionales, pedir a los médicos que hagan algo por sus enfermos e incentivar a que otros busquen y encuentren motivos para vivir tal como lo hizo él a pesar de las adversidades. Esta es una bella película que tienen que disfrutar en la pantalla grande. 


Por Grace Aravena
[Reseña cine] Una razón para vivir (Breathe): Amor a prueba de todo [Reseña cine] Una razón para vivir (Breathe): Amor a prueba de todo Reviewed by Hojas Mágicas on 18:37:00 Rating: 5

No hay comentarios:

Gustavo Hernández. Con la tecnología de Blogger.